www.cinemaniacos.net

 

EL SEÑOR DE LOS ANILLOS

(4/8)

Keanu Reeves pidió a Jackson una prueba para el papel de Trancos.

Para lograr el efecto de diferencia de estatura entre hobbits y hombres se usaron técnicas muy sotisficadas, y otras más convencionales, como subir a un actor en una silla y que el otro se ponga de rodillas.

Tolkien dejó estipulado en su testamento que para una posible adaptación de su obra, Disney no tendría que estar involucrada de ninguna manera, por eso la productora Miramax (filial de la Disney) se desligó del proyecto.

Cuando los hobbits están entrando en Bree mientras están yendo desde las puertas de la ciudad hacia la posada "El Pony Pisador" se ve gente, y entre esa gente por un momento se ve a Peter Jackson.

A la hora de elaborar el casting, se pidió una estatura de 1.65 como máximo para los hobbits y 1.75 como mínimo para los elfos.

Todas las prótesis de orejas que usan los hobbits se diseñaron especialmente para cada uno de los actores que las llevarían, desde protagonistas a extras.

Jackson era capaz de dirigir desde lejos a los tres equipos a la vez utilizando un sistema de transmisión de vídeo por satélite que funcionaba gracias a Telecom New Zealand.

Para realizar los efectos visuales, Weta (encargados de los FX) juntó una impresionante cantidad de potencia de proceso de datos, que incluía 150 estaciones de trabajo Octane de SGI, también 80 estaciones de SGI sobre Linux de las series 330 y 230 con procesadores duales. Dos estaciones SGI Origin 2000 servían como servidores primarios para las instalaciones, y Weta también instaló un sistema de almacenamiento RAID TP9400.

SIGUE
 

libros de cine en todos los idiomas